CLASES Y NACIONES EN EL MATERIALISMO HISTÓRICO

CLASES Y NACIONES EN EL MATERIALISMO HISTÓRICO

Editorial:
PIEL DE ZAPA
Año de edición:
Materia
Política Y Economía
ISBN:
978-84-18550-19-5
Páginas:
294
Encuadernación:
Rústica
-5%
20,00 €
19,00 €
IVA incluido
En stock
Añadir a la cesta

Clases y naciones en el materialismo histórico fue publicado en 1979 por El Viejo Topo. Hace pues más de cuarenta años. En aquella portada, además del título y el nombre del autor, una leyenda daba cuenta de su contenido: Un estudio sistemático sobre el papel de las naciones y las clases en el desarrollo desigual de las sociedades.

Y eso es, exactamente. Obviamente, desde que Samir Amin dio por acabado el manuscrito, han pasado muchas cosas. Desapareció la URSS; China ha dejado de ser maoísta para convertirse en una potencia que compite –se diría que ya con ventaja– con EEUU y la Unión Europea; el capitalismo internacional superó una de sus crisis instaurando una globalización que ahora empieza a hacer aguas, y el mundo ha experimentado un cambio radical a través de una revolución entonces inesperada: la revolución digital.

Y, sin embargo, asombra la lucidez del análisis de Amin, absolutamente vigente en lo esencial, casi podría decirse que profético en cuanto al porvenir de la izquierda y del propio capitalismo. El Viejo Topo recupera este libro por su interés objetivo y como homenaje a su autor, fallecido inesperadamente en agosto de 2018.

Samir Amin (El Cairo 1931- París 2018) ha sido uno de los marxistas más influyentes de su generación. Cursó estudios en París de Ciencias Políticas, Economía y Estadística. En dicha ciudad se afilió al Partido Comunista, cuya militancia abandonó para aproximarse a las tesis maoístas. Posteriormente trabajó en El Cairo, Bamako y Dakar en tareas vinculadas a la administración egipcia, maliense y senegalesa. Impartió enseñanza en las universidades de París y Dakar y escribió reiteradamente sobre la necesidad de desconectar del capitalismo a los países entonces llamados subdesarrollados; sobre el desarrollo desigual y las relaciones centro-periferia; así como sobre el papel del campesinado en la transformación social. Son también notables sus trabajos en torno a la Ley del Valor. En 1970 fue designado director del Institut Africain de Développement Économique et de Planification–iDEP y a partir de 1980 fue presidente del Foro del Tercer mundo con sede en Dakar.

Otros libros del autor